lunes, 31 de enero de 2011


Aquí vive nuestro asesino. Desde la ventana de un cuarto piso juega a elegir sus víctimas. A veces por capricho grita "¡tú!" a su siguiente vícitma, como si le diera la oportunidad de escapar, pero los viandantes no pueden oírle.

1 comentario:

Patricia dijo...

Aquest ha fet por :(